18 abril 2024

El tiempo - Tutiempo.net

Los pescadores andaluces denuncian la competencia desleal de Italia

Los pescadores andaluces denuncian la competencia desleal de Italia

La Federación Andaluza de Cofradías de Pescadores (Facope) pide al Gobierno que gestione ante la Unión Europea una solución ante la competencia desleal que soportan de los pescadores italianos en la captura de la chirla.

Según explica la federación, la Comisión Europea permite que la talla mínima de referencia de la chirla siga en 22 milímetros en determinadas aguas territoriales italianas a diferencia con aguas españolas cuya talla mínima del mismo producto es de 25, tal y como fue aprobado en diciembre de 2016. «Esta excepcionalidad de la talla desde entonces se ha ido prologando y así será, al menos, hasta final del año 2025», denuncia.

Denuncia que esto supone «una competencia desleal y una discriminación para los pescadores andaluces frente a los italianos que siguen generando graves consecuencias en el mercado y lo que en principio se reguló como una excepción a la talla del molusco se convirtió de forma vedada en un cambio en toda regla de la talla».

Argumenta que 95 embarcaciones con dragas hidráulicas de los puertos pequeros onubenses de Punta Umbría, Isla Cristina, Ayamonte y el gaditano de Sanlúcar de Barrameda se dedican a la captura de este molusco bivalvo tan preciado en el mercado andaluz y español por ser capturadas en aguas atlánticas. Este sector genera 400 empleos directos y 2.000 puestos de trabajo indirectos.

Paradas innecesarias

Esta «injusta desigualdad» de medidas entre ambos países supone para el presidente de Facope, Manuel Fernández Belmonte «paradas innecesarias para los pescadores de chirla andaluces, como las que actualmente tenemos, y que conducen para la mayoría de los barcos a un tiempo de trabajo de seis meses al año, lo que se traduce a 120 días de actividad pesquera».

Esta realidad afirma Belmonte «es inviable e insoportable para el sector de esta modalidad lo que conlleva al amarre de muchos barcos y a la pérdida de muchos puestos de trabajo».

«En 2025 se cumplirían nueve años desde que se está permitiendo esta excepción a la talla, lo que supone un privilegio absoluto en la pesca, venta y comercialización para los pescadores italianos frente a los españoles, en concreto, para los del Golfo de Cádiz, inmersos de esta forma en una situación de injustica y agravio comparativo dentro de la propia Unión Europea», agrega.

Belmonte define esta desigualdad como «una situación caótica para los pescadores andaluces, ya que esta desventaja no nos permite competir dada la invasión italiana en el mercado».

Esta petición de Facope, a la que se suma la Federación Andaluza de Asociaciones Pesqueras (Faape), reclama a la Secretaria General de Pesca del Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación, que se realicen los trámites y gestiones necesarios ante la administración europea para lograr la equivalencia de las medidas entre la chirla del Golfo de Cádiz con la italiana «de manera expresa y urgente. Ello generaría una gran repercusión en la sostenibilidad social y económica de los armadores y marineros que dependen directa y exclusivamente de esta pesquería, supondría una ayuda al sector pesquero andaluz para poder acceder al mercado en un ámbito más igualitario para todos».

 

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.